Buscar Propiedades

Sector oriente de Santiago lidera alza de minibodegas en dos años

La tasa de vacancia de este mercado en la RM, en tanto, disminuyó desde el 21,6% registrado en noviembre pasado, hasta 16,3% a mayo de 2021, según GPS Property.

 

La construcción de minibodegas se disparó en las comunas del sector oriente de la capital durante los últimos dos años, impulsada por la demanda del segmento empresas y la fuerte expansión del e-commerce.

El “corredor oriente”, que incluye las comunas de La Reina, Las Condes, Lo Barnechea, Ñuñoa, Providencia y Vitacura, aumentó en 47,9% la superficie de minibodegas disponible entre el primer semestre de 2019 y los primeros cinco meses de este año, completando a mayo 27.742 metros cuadrados.

Otras zonas de la Región Metropolitana registraron alzas menores a esa y, en general, en la capital el salto fue de 23% en igual lapso, totalizando 240.768 m2, según un análisis de la consultora inmobiliaria GPS Property.

“El crecimiento del mercado en este sector (oriente) se debe a la evolución de la demanda, donde el tipo de usuarios ‘empresas' ha igualado a las ‘personas' en el uso de minibodegas. Esto, junto con el aumento del e-commerce, hace del sector oriente una ubicación estratégica para la última milla”, comenta Juan Eduardo Labbé, director ejecutivo de GPS Property.

De acuerdo a GPS, para la capital se espera un crecimiento de 22% en superficie de minibodegas hacia 2024, con el ingreso de 12 nuevos proyectos y una marcada tendencia de sus ubicaciones en el sector oriente de la capital, donde se concentraría el 50% de los nuevos metros cuadrados.

“Entre estos proyectos destacan el Núcleo Los Trapenses de Mi Bodega y el proyecto de Aki KB en Ñuñoa, para el tercer y cuarto trimestre de este año, y el ingreso de BLT Peñalolén el primer trimestre de 2024”, indica Labbé.

Otros sectores de la capital que registran fuertes alzas en m2 de minibodegas entre 2019 y 2021 son el norte —Colina, Huechuraba, Lampa y Quilicura—, con un incremento de 25,2%, y el centro —con 11 comunas—, que se expandió 22,5%.

“El atractivo del centro es la densidad poblacional. Cuando comenzó a desarrollarse con fuerza este mercado, estaba enfocado en las personas como principal tipo de usuario. Por su parte, el norte destaca por su conectividad y precios”, señala Labbé.

Los datos de GPS Property revelan, por otra parte, que la tasa de vacancia de este mercado en la RM disminuyó por tercer período consecutivo. Esta vez cayó desde el 21,6% registrado en noviembre pasado hasta 16,3% a mayo de 2021, exhibiendo el menor nivel desde 2019.

Juan Eduardo Labbé comenta que “durante el último año, a raíz de la pandemia, la búsqueda de nuevos canales de venta ha fortalecido el e-commerce y la necesidad de las pymes de buscar nuevos lugares para almacenar sus productos y desarrollar la logística de entrega a los clientes finales. En este punto es donde las minibodegas han sido actores fundamentales, alcanzando una absorción de 15.099 metros cuadrados durante el último período”.